A pocas horas del comienzo de la estación más cruda del año, el especialista en clima Pablo Lucero brindó precisiones sobre las características que marcarán el invierno en la provincia.

Pronostican un invierno de lluvias y poco frío para Santa Fe.

    Bufandas, gorras, camperas, guantes, todo vale a la hora de combatir el frío en la estación más cruda del año. Sin embargo, las previsiones climáticas para la temporada 2019 distan mucho de lo que la mayoría podría esperar, el especialista en clima Pablo Lucero brindó precisiones sobre las características que marcarán el invierno en la provincia.

   En torno a la fecha de comienzo de la estación sostuvo que esta iniciará en la ciudad el próximo viernes a las 12.54 sin embargo para la meteorología empezó el 1 de junio.

   Tomando como referencia los últimos informes climáticos, el trimestre que va de junio a agosto estará marcado por un Niño Débil, que se caracteriza por largos períodos de precipitaciones y temperaturas más altas que las habituales. “Ya se vio lo que ocurrió con las precipitaciones que se dieron en los últimos días”, ejemplificó Lucero.
Otro de los factores que caracterizan al Niño es el incremento de las temperaturas habituales. “No haría tanto frío en promedio, tendríamos una temperatura por arriba de lo normal. Puntualmente podremos tener algunos días con el frío normal del invierno santafesino”, afirmó el especialista.

   Además, agregó: “Las variaciones se dan en pocos días, eso es lo que hace el fenómeno del Niño, hacer variar mucho las temperaturas pero con una tendencia a mantenerlas más elevadas de lo normal. Podemos tener días fríos, pero los menos”.

   La permanencia del Niño podría extenderse incluso para la primavera – verano, adelantó Lucero. De continuar el fenómeno sobre el territorio se darán temperaturas levemente superiores a lo habitual. “Eso es lo que traería el fenómeno del Niño no sólo para el invierno sino para primavera verano”.

Fuente: Aire de Santa Fe

0
0
0
s2sdefault