Después de 15 meses, lograron recuperar una moto robada. Su dueña reconoció el trabajo del personal de la Comisaría y pidió confiar en su trabajo.

   El 10 de octubre de 2015 me robaron la moto que le había prestado a mi marido Fabricio para que fuera a trabajar. Luego de cumplir con su tarea, se encontró con que se la habían sustraído.

   Tiempo después, al conocer la noticia que habían encontrado una motocicleta y no la mía, hice un reclamo en las redes sociales cuestionando que no tenía noticias de mi denuncia.

   Hoy, a poco más de cinco meses de aquel momento, me llamaron de la Comisaría para comunicarme que habían recuperado mi moto.

   Más allá, que a la fecha no tiene el mismo valor, quiero expresar mi agradecimiento a todo el personal de la Comisaría Primera y que confiemos en el trabajo que realizan.

                   Gabriela Bustos